El trabajo como alternativa de ocio

5 mayo, 2007 § 2 comentarios

Ante mí se presentaba un sábado largo, lluvioso y solitario.
Después de una breve visita downtown (con Petula Clark) para comprar el regalo de la madre y comer un plato de pasta recalentado, opté por ponerme a trabajar.
Una opción para un sábado por la tarde como otra cualquiera. ¿O no?
25 páginas más tarde, después de luchar un rato con el Photoshop, el Snag-it y el Access, y tras 21 capturas de programa, decido que ya es suficiente.
Esto me lleva a pensar que si viviera sola, si no tuviera familia y amigos que me arrastraran a las calles, trabajaría 7 días a la semana. Estaría forrada. Pero no tendría en/con quien gastarme todo ese dinero…
Y además me ha sobrado tiempo para hacer un bizcocho (y escribir esto).

Anuncios

§ 2 respuestas a El trabajo como alternativa de ocio

  • Altalé dice:

    Pero no estás sola… y siempre quedarían las brundas.

  • ORT-22 dice:

    Nosotros también hicimos una visita pero con la versión del downtown (chao chao) de Gelu, que nos parece más divertida. Sobre el bizcocho, que tiene muy buena vista, no le podemos dar parecer alguno, pues como somos vegetarianos no nos atrevemos a probarlo por aquello de que lleve huevos. Aunque más de uno se ha quedado con las ganas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo El trabajo como alternativa de ocio en Monogatari.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: