Tal día como hoy

23 abril, 2010 § 1 comentario

Abro las puertas que dan al jardín. Greta desaparece, libre. Pongo un mantel blanco y compartimos desayuno. La Sonata en sol menor de Haendel y el sol nos lavan las legañas. Remoloneamos con palabras entre las manos. Después abrimos las pantallas y vertemos dentro nuestros ojos: tú tus números, yo mis letras. Greta se estira plácida al sol del porche. Comemos lentejas y chocolate. Siesta blanca. Después lavamos el sueño adherido y yo me enfundo unas medias rojas. Protect me from what I want. Seguimos la procesión consumista y añadimos nuestras cabezas a la estadística del día. Visitamos al pequeño búfalo que nos ofrece trenza de manzana. Viaje subterráneo para escuchar voces que no imaginábamos tan volubles. Palabras-pájaro que salen de un sombrero. Intercambio de papeles por mercurio. Hago fotos de nuestros pies. Cuando corremos sobre el asfalto se caen las caricias y ruedan como canicas. Cenamos perdiz.

Anuncios

§ Una respuesta a Tal día como hoy

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

¿Qué es esto?

Actualmente estás leyendo Tal día como hoy en Monogatari.

Meta

A %d blogueros les gusta esto: